COMITÉ PRO-MEJORA SALARIAL
   
 
  Comunicado # 6 - 2013

COMUNICADO # 6 - 2013

¡LA ASAMBLEA PERMANENTE DE LOS TRABAJADORES DE LA UNIVERSIDAD NACIONAL
DE COLOMBIA SIGUE FUERTE A PESAR DE LOS ATAQUES DE LA ADMINISTRACIÓN!

El Comité Pro-Mejora Salarial de la Universidad Nacional de Colombia hace saber a la comunidad universitaria y a la opinión pública nacional e internacional lo siguiente:

Desde el pasado 20 de febrero los trabajadores de la Universidad Nacional de Colombia, sedes Bogotá y Palmira, dimos inicio a la Asamblea Permanente Indefinida ordenada por la Asamblea General de Trabajadores, realizada el pasado 24 de enero en las instalaciones del auditorio León de Greiff.

Desde el mismo inicio de nuestro justo Movimiento hemos venido soportando toda clase de agresiones por parte de la administración de la Universidad, las cuales pasan por la pretensión de desconocer y minimizar el Comité Pro-Mejora Salarial con el falaz argumento de una supuesta ilegalidad, pretendiendo desconocer de manera intencional que la legalidad no solo nos la ha dado nuestra decidida lucha, sino el mismo hecho de haber firmado el pasado mes de noviembre un Acuerdo con los representantes de los Trabajadores y la realización del depósito del Acuerdo, por parte de la propia Universidad en el Ministerio del Trabajo.

De igual manera, con la supuesta intención de buscar mediación en el conflicto laboral con los Trabajadores, se programó una reunión en el Ministerio del Trabajo con representantes de dicho ministerio, de la Universidad y del Comité Pro-Mejora Salarial, donde la dirección de la Universidad trató –de manera infructuosa– de convencer a los funcionarios del Ministerio de haber “cumplido” la totalidad del Acuerdo firmado en noviembre; sin embargo, para este Comité y para los trabajadores agrupados en él, es claro que el Consejo Superior Universitario jamás aprobó la propuesta de mejora salarial presentada el mes de diciembre –a pesar de que ese era el primero de los tres puntos aprobados en el Acuerdo– y que, a la fecha, seguimos a la espera de la asignación de los recursos para el aumento de los salarios de los 2.500 trabajadores de los niveles asistencial, técnico y profesional. De igual manera, la administración no ha cumplido con lo acordado en el segundo punto, pues aún no se ha hecho la devolución de los cargos de carrera administrativa que –por las potestades otorgadas al rector en el Acuerdo 11 de 2004– se han suprimido para crear cargos de libre nombramiento y remoción y, ni con lo acordado en el tercer punto, pues tampoco se ha dado solución a los casos denunciados con respecto a las represalias contra algunos de los trabajadores que participaron en la movilización de noviembre de 2012.

Sin embargo, mientras que, por un lado, el rector afirmaba a la comunidad universitaria y a los medios de comunicación en general que la administración universitaria estaba buscando mediación, por el otro –él mismo– en comunicación del 21 de febrero pasado estaba solicitando la intervención del Ministerio de Trabajo no para solucionar las reivindicaciones de los trabajadores sino para declarar la ilegalidad de nuestra Asamblea Permanente, con la muy posible pretensión de darle una salida de hecho al conflicto que le diera la oportunidad de amedrentar a los trabajadores y acabar con nuestro justo Movimiento. Y, evidentemente, ese intento lo han hecho reiteradamente en días pasados en la sede Bogotá y en la sede Palmira donde –valiéndose de engaños y artificios– lograron que los trabajadores asaltados en su buena fe, firmaran una supuesta acta de asistencia, según ellos para poder hacer los pagos de nómina correspondientes.

Y como si no fueran bastantes las intentonas de descalificación y de represión por parte de la administración de la Universidad, el día de hoy –viernes, 22 de febrero de 2013– se presentó una convocatoria a un evento denominado “farra pro mejora salarial”, organizado por entes ajenos a nuestro Movimiento, lo que produjo una invasión del campus universitario de personas que no hacen parte de nuestra comunidad, con el inminente riesgo de generar un hecho de orden público que le justificaría a la administración de la Universidad el posible ingreso de la fuerza pública, para de esa manera desalojar por la fuerza no solo a los invasores sino a los Trabajadores en Asamblea. Sin embargo, esta nueva intentona terminó en rotundo fracaso pues los trabajadores dieron ejemplo de organización y disciplina, y lograron con su esfuerzo y su decisión la salida de la totalidad de las personas que pretendieron hacerle el favor a la administración de liquidarnos; es decir, que los trabajadores en asamblea permanente lograron lo que la Vicerrectoría de Sede jamás ha logrado ni con la intervención de la policía, un viernes de tranquilidad en el campus sin tener que recurrir al desalojo haciendo uso de la brutalidad de la fuerza pública. Pero como estas directivas no desisten, arremeten en un nuevo intento por desacreditarnos con la expedición del comunicado 09 emitido el día de hoy por esa Vicerrectoría, en el cual pretende centrar la atención en el hecho del impedimento a “la libre circulación” como un atentado contra la comunidad, para distraer la atención de lo realmente importante, eso que a esta administración no le conviene que el país entero vea: que la convocatoria para el evento de la “farra” era un vil atentado contra el Movimiento de los Trabajadores. Pero como si lo anterior fuera poco, la vicerrectora afirma en su comunicación que “las directivas de la universidad decidieron dar la instrucción a la empresa de vigilancia de no entrar en conflicto con los trabajadores, manteniéndose al margen”. ¡Qué desfachatez! parece que la señora vicerrectora pretende ignorar que la verdadera fuerza de la organización de los trabajadores no genera conflicto con los guardas de seguridad ni con la comunidad universitaria, intentando desviar la atención de la opinión pública del verdadero conflicto: que la convocatoria a la “farra” fue premeditada y era conocida por la administración con anterioridad, quien hizo oídos sordos y cómplices ante el asunto.

No obstante, frente al fallido atentado contra el Movimiento Pro Mejora Salarial y a la Asamblea Permanente de los Trabajadores de la Universidad Nacional de Colombia, podemos informar con satisfacción y certeza a la opinión pública que, gracias a las medidas tomadas, a la disciplina del Movimiento y a la conciencia de los Trabajadores en torno a la defensa de la propuesta de Mejora Salarial y de la Universidad en general, se logró mantener la tranquilidad en el campus y fortalecer la unidad entre los estudiantes y los trabajadores.

Por todo lo anterior, y con el propósito de continuar garantizando la seguridad del campus universitario y de nuestro Movimiento, el Comité Pro Mejora Salarial tomó las siguientes decisiones:

  • Mantener cerradas las porterías del campus universitario (tanto vehiculares como peatonales) durante el presente fin de semana, excepto la portería de la calle 26, habilitada para el ingreso y salida peatonal.
  • Garantizar, como única actividad académica, la realización de la Cátedra Manuel Ancízar, el día sábado 23 de febrero de 2013, en el Auditorio León de Greiff.
  • Continuar con las dinámicas propias de la Asamblea Permanente de Trabajadores de la Universidad Nacional de Colombia.

Por último, hacemos un reconocimiento especial a los trabajadores de la Universidad Nacional de Colombia de las  sedes Palmira y Bogotá por su compromiso irrestricto con el Movimiento Pro Mejora Salarial, con la certeza de que las provocaciones y las coyunturas nos fortalecen.

Bogotá, 22 de febrero de 2013
Comité Pro Mejora Salarial
Trabajadores de la Universidad Nacional de Colombia
Cel. 3105631228






Añadir comentario acerca de esta página:
Su nombre:
Su mensaje:
comitepromejorasalarialun@gmail.com
 
Facebook botón-like
 
Publicidad
 
 
Hoy hubo 1 visitantes (38 clics a subpáginas) ¡Aqui en esta página!
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=
COMITÉ PRO-MEJORA SALARIAL